Cómo freír pollo sin que quede crudo por dentro

Si eres amante del pollo frito, seguro que alguna vez te ha pasado que al cortar el pollo, te has encontrado con un interior crudo y poco apetecible. ¡Pero no te preocupes! En este artículo te vamos a enseñar cómo freír pollo sin que quede crudo por dentro. Verás que con unos sencillos trucos y consejos, conseguirás preparar un pollo frito crujiente por fuera y jugoso por dentro. Así que, ¡toma nota!

Índice
  1. Pollo frito: ¿Crudo o cocido?
  2. Tiempo ideal para freír pollo

Pollo frito: ¿Crudo o cocido?

Cuando se trata de pollo frito, no hay nada peor que morder un trozo crudo y jugoso. Es importante cocinar el pollo a la temperatura adecuada para evitar enfermedades transmitidas por alimentos. Pero, ¿cómo saber si el pollo está cocido por dentro sin quemar la piel por fuera?

Antes de sumergir el pollo en la sartén, asegúrate de que esté a temperatura ambiente y no esté húmedo. Seca bien el pollo con papel de cocina antes de enharinarlo o empanarlo.

Para estar seguro de que el pollo está cocido por dentro, utiliza un termómetro de cocina. Inserta el termómetro en la parte más gruesa del pollo y asegúrate de que la temperatura interna alcance los 75 grados Celsius.

Si no tienes un termómetro de cocina, puedes comprobar si el pollo está cocido cortando una pieza y asegurándote de que los jugos salgan claros en lugar de rosados. Pero ten en cuenta que esta técnica no es 100% precisa y puede haber trozos de pollo que parezcan cocidos pero aún no lo estén.

Recuerda que freír el pollo a fuego alto puede hacer que se dore demasiado por fuera y quede crudo por dentro. La temperatura adecuada del aceite es de unos 175 grados Celsius.

¡Disfruta de tu pollo frito perfectamente cocido!

Tiempo ideal para freír pollo

Si eres un amante del pollo frito, seguro que alguna vez has tenido problemas para conseguir que el pollo quede perfectamente cocido por dentro y crujiente por fuera. Uno de los aspectos más importantes a tener en cuenta es el tiempo de fritura. A continuación, te explicamos cuál es el tiempo ideal para freír pollo.

  Menú semanal para perder 4 kilos en un mes

Lo primero que debes saber es que el tiempo de fritura depende del tamaño de las piezas de pollo. Si son piezas pequeñas, como las alitas, el tiempo de fritura será menor que si se trata de un muslo o un contramuslo. En general, podemos decir que el tiempo de fritura varía entre los 12 y los 15 minutos.

Por otro lado, es importante precalentar el aceite a una temperatura adecuada. El aceite debe estar caliente pero no demasiado para evitar que se queme la superficie del pollo antes de que se cocine por completo por dentro. La temperatura ideal es de unos 180 grados.

Recuerda que el pollo debe estar bien limpio y seco antes de freírlo para evitar que salte el aceite y para conseguir que se pegue mejor la harina que lo recubre. Además, si quieres conseguir un pollo más jugoso, puedes marinarlo previamente con especias y hierbas, o incluso sumergirlo en una mezcla de leche y huevo antes de enharinarlo.

Es importante precalentar el aceite a unos 180 grados y asegurarse de que el pollo esté bien limpio y seco antes de freírlo. Con estos consejos, conseguirás un pollo frito perfectamente cocido por dentro y crujiente por fuera. ¡Buen provecho!
Esperamos que estos trucos para conseguir un pollo frito perfecto te sean de gran ayuda y te animes a ponerlos en práctica. ¡Ahora ya sabes cómo evitar ese temido interior crudo! Gracias por seguirnos y, si te surge alguna duda o tienes algún consejo que compartir, no dudes en dejarnos un comentario. ¡Un saludo y a disfrutar de un buen festín emplumado!

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Cómo freír pollo sin que quede crudo por dentro puedes visitar la categoría Cocina.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir